domingo, 20 de diciembre de 2009

Vendedor de periódicos


A pesar de su limitante lucha por superarse.
Rafael Caal, de 25 años cuenta que a los 14 años empezó a trabajar en un aserradero, una semana llevaba laborando cuando se puso a sacar aserrín y por circunstancias de la vida sin darse cuenta manipuló un cable eléctrico pelado creándole una gran quemadura en su brazo. Fue trasladado de gravedad al hospital San Juan de Dios en la capital. Los médicos indicaron que Rafael tenía quemaduras de primero, segundo y tercer grado, fue tan grave su quemadura que hasta el hueso se había quemado por lo que fue necesario amputarle el brazo. Rafael a pesar de esa amarga experiencia se recuperó y sin su brazo siguió adelante luchando por la vida.
Rafael hace dos años se le ocurrió la idea de vender periódico y se las ingenio en manejar una bicicleta a pesar de no contar con su brazo derecho, se adaptó muy bien a maniobrar la bicicleta, le ha ido bastante bien en las ventas, el ya tiene clientela fija que le compra día a día, empieza a trabajar desde las cinco de la mañana hasta las tres de la tarde montado en su bicicleta.
Un ejemplo a seguir.
A pesar de la dificultad físicas que tiene a logrado su objetivo de poder trabajar dignamente, quiere ser un ejemplo para muchas personas que no tienen trabajo motivándolos a que luchen porque sin trabajo no se puede salir adelante en la vida. Además insta a los jóvenes a que se alejen de las cosas malas como robar o meterse a vicios.

2 comentarios:

☺ wendy dijo...

Wow... qué impresionante!!!
me encanta saber de gente como él... que lucha por su vida.. y que su único obstáculo es la mente, no las cuestiones físicas!! :D
Gracias por publicar esta historia pequeña :D

blogsdenelson dijo...

Gracias por su comentario, Rafael es una personas luchadora, actualmente está estudiando para superarse, tiene muchos amigos y participa en un grupo religioso. Ló único que no entedí del comentario fue que su único obstaculo es la mente.